Cresta Integral del Balaitús: Noroccidental, Costerillou y Cresta del Diablo

Escrito por Ventura Andreu.
533
visitas

Siempre intentamos buscar actividades que nos motiven: Miramos y remiramos blogs, libros de reseñas, mapas... Contemplamos también al horizonte de cada cima que hollamos de la cual ni siquiera hemos bajado en busca del siguiente objetivo que sacie la sed y el hambre de aventura y que dé continuidad a esa felicidad que sentimos cuando hacemos lo que nos gusta. Varias veces habíamos divisado las esbeltas aristas del Balaitús desde otras cumbres. Cada vez que las mirábamos se iba haciendo más grande el fuego que habita dentro de nosotros y que cuando quema lo único que puedes hacer es apagarlo. Empezamos a comprobar en los mapas la ruta y la magnitud del proyecto, a desgranar cada una de sus partes y a buscar información. La actividad existía y se había realizado, aunque internet es un poco confusa: muchos intentos, pero pocos logros, y siempre con vivac.

Las piezas se fueron colocando hasta que por fin un día formamos un equipo de cuatro alpinistas decididos a acometer (o intentar mejor dicho) esta "travesía integral en el Balaitús". Saldríamos de la Sarra, pasando por el Col Noir nos plantaríamos bajo la "Arista Noroccidental", ganaríamos la cima para ir bajando por la "Arista de Costerillou", para después empalmar con la "Arista del Diablo" y terminar bajando por el Embalse de Respomuso hasta el coche de nuevo. Y así fue...

Salimos del coche a las 02:00 de la mañana. Tardamos 4:30 en la aproximación a la base de la Noroccidental. Nos costó entre 3-4 horas escalarla hasta la cima. Otras 4 horas descendiendo hasta el final de la arista de Costerillou. Desde aquí, unas 3 horas de transición hasta la cumbre de Soulano. Para acabar con la escalada, 4 horas más de cresta del Diablo. Al final, le añadimos otras 4 horas hasta el coche. Finalizamos la jornada a las 02:00 de la madrugada en punto, después de 24 horas de actividad ininterrumpida.

La actividad empieza en el Embalse de la Sarra. Aparcamos el coche antes de cruzar un puente pasada la central eléctrica. Hay que decidir si la actividad se realiza en estilo ligero y non-stop o con vivac y equiparse en consecuencia. Se puede arriesgar puesto que hay varios sitios de escape: la Gran Diagonal, la Brecha Latour, la brecha por la que se accede a la Arista de Costerillou, etc... 

Desde el puente nos dirigimos en dirección al refugio de Respomuso hasta que vemos a nuestra izquierda una indicación a los Ibones de Arriel, lo cogemos y empezamos a ganar desnivel por un camino cómodo (al ser de noche nos liamos un poco, vigilar si se sigue el track). Cuando llegamos a los Ibones de Arriel buscamos un camino que sube hacie el Col Noir y lo pasamos. Desde aquí ya veremos la silueta de la Arista Noroccidental. Bajamos del Col Noir dirección a la base de la arista y cuando alcancemos la base seguimos bordeando hasta llegar a una chimenea que cruza en Diagonal.

Sacamos los bártulos de escalada y empezamos a trazar una diagonal que se ve en la roca. Llegamos al primera balcón, desde donde cogemos la chimenea que se encuentra más a la derecha, al lado de un vivac rodeado con piedras. El camino a seguir realmente es el más fácil, hay que ir buscando el recorrido con más fisuras y más fácil de escalar en dirección a la Aguja Lamathe (algún paso de IV y uno de V). En vez de tirar el último largo hasta la cumbre, cogemos una vira, desde donde tiramos un rappel largo o dos cortos para bajar de nuevo y posarnos sobre un canal. Desde aquí, volvemos a bordear la pequeña aguja (se puede ascender y rappelar desde la punta) hasta la base del muro final. No hay pérdida.

Atacamos el muro por la chimenea de la izquierda hasta encontrar una repisa que va de izquierda a derecha y empalma con una de derecha a izquierda. Hacemos la S y nos plantamos debajo de una placa con clavos (paso de V), la escalamos y salimos en dirección un poco hacia la izquierda donde la roca es mejor hasta llegar a un collado. En el collado nos montamos por unas repisas para ganar un muro de unos 30-40 metros y cuando lo alcanzamos ya vemos la cima del Balaitús, desde donde solo queda caminar por una arista bien ancha hasta hacer cima.

Después de la cima nos dirigimos por la arista que continúa hacia la Torre de Costerillou (inconfundible) y vamos bajando la cresta. Empieza un festival de destrepes: vamos destrepando continuamente por lo más fácil, donde se puede ir protegiendo perfectamente. Cuando alcanzamos la Torre de Costerillou la atacamos por el lado del Glacier de les Néous para ir a buscar una fisura con un clavo y nos montamos encima. Seguimos destrepando y llegamos a la Aguja d'Ussel y tiramos un par de rápeles, hay cordinos en bastantes lugares incluso en sitios donde podemos destrepar. Al gusto del consumidor. Pasaremos algún tramo muy aéreo y bonito y finalmente llegaremos a una brecha por la que se accede a la Arista de Costerillou. Nosotros cruzaremos la brecha y seguiremos.

Pasada la brecha hay que ir a buscar una chimenea que nos planta en la cresta de nuevo. Cuidado porque a nosotros nos pareció que acortaríamos flanqueando todo el farallón y finalmente fue más engorroso y laborioso que ganar la cresta, no se pierde ni se gana tanto desnivel como parece. Iremos ganando metros y alcanzaremos el Pico Soulano donde empieza la Arista del Diablo. Este tramo es más largo de lo que parece (3 horas desde el final del Costerillou). Hay que tener paciencia... 

Vamos cresteando hasta que se corta la cresta, bajamos un poco hacia el este que hay un cordino y volvemos al oeste por una travesía de regletas de V a buscar dos clavos con otro cordino. Seguimos cresteando y volvemos a repetir la operación de bajar un poco al este, destrepe y travesía hacia el oeste. Destrepamos una placa fisura de V y continuamos hacia un paso aéreo que se suele pasar a horcajadas, hasta llegar a otra travesía (por tercera vez) que hacemos de este a oeste. Una vez aquí vemos un gendarme muy grande con una plataforma, nos montamos en la plataforma y destrepamos hacia el Trident. Escalamos el Trident por una fisura que va por la izquierda y hacemos una travesía a la derecha a buscar otra fisura con una pasete de 6a y nos metemos en la brechilla que forma el Trident para recuperar a nuestro compañero. Destrepamos el Trident y bajamos por una placa de IV con alguna fisurita. Ya veremos los cuernos del Diablo. Tiramos un rappel y los bordeamos por el oeste (pueden escalarse) que hay una plataforma y de ahí un destrepe de V-. Estaremos debajo de un muro de 25m que bordearemos por el este para ir volviendo, poco a poco, a ganar la cresta. Continuamos por la cresta y nos topamos otra vez con una placa blanca de IV+ con un friend abandonado por la que destrepamos. Volvemos a toparnos con un muro que escalaremos por una fisura con roca buena. Ganado este muro podemos rapelar y salir por la canal hacia el valle o continuar ya por terreno más fácil hasta el Pico Cristales y bajar por su normal.

La vuelta es simple: dirección Respomuso y cuando estemos a punto de llegar, cogemos el GR11 hasta el coche.

 

Ficha técnica

  • Ruta: Balaitús Cresta Integral
  • Fecha de ascenso:2019-06-14
  • Longitud:21.930 m.
  • Desnivel:2.456 m.
  • Ubicación:Pirineos
  • Categorías : Arista, Escalada clásica
  • Dificultad:MD-
  • Graduación de la escalada en roca:V+
  • Ruta circular:
  • Termina en el punto de salida:
  • Tiempo acceso:5 horas
  • Acceso:Desde el Parking de la La Sarra, girar hacia los Lagos de Arriel y cruzar el Col Noir.
  • Tiempo ascenso:15 horas de escalada
  • Tiempo descenso:4 horas
  • Características:Empalma tres crestas importantes en el macizo del Balaitús.
  • Material:Totems del 0,2 al 0,4 y 1 y 2. Juego de fisureros. Dos cuerdas gemelas de 30 metros.
  • Época: Verano, Otoño
  • VER FICHA COMPLETA
Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.